lunes, 5 de octubre de 2009

Los ancestros de Adán

En un momento breve y olvidado de la Historia, en algún rincón perdido del Planeta, existió un lugar habitado solo por hombres, y sin ninguna mujer. Todos ellos eligieron suicidarse y el Paraíso quedó en absoluta soledad. No tardé en darme cuenta del motivo: no tenían una razón para vivir.

38 comentarios:

Martín dijo...

Esta es una nueva versión "corregida" de un viejo relato de mi autoría. Espero que no lo hayan leído antes y, si lo hicieron, que esta variante les guste un poco más. Saludos

Natalia Astúa Castillo (Natalia Astuácas) dijo...

Mmmm pues de seguro murieron todos... te lo creo... pues sí.

Un fuerte abrazo mi creativo amigo.
Cuidate mucho, besines.

SIL dijo...

No. No lo había leído...
Es como un romántico y trágico pre-génesis !!
Por suerte, Dios... que por supuesto es HOMBRE, revirtió aquella tragedia.

Es que las mujeres son como los abogados, Martín, un mal absolutamente necesario !!
;)
Besos miles , Doc.

Lisandro dijo...

Yo haría lo mismo si estuviera en ese paraiso!! un abrazo Martin!

Neogeminis dijo...

Eso!... igualmente hubiese sucedido si la exclusividad se hubiera dado a la inversa jejeje


un abrazo.

K a p p i e dijo...

En mi paraíso no hay muerte ;__;
Ok no xD

Uno deja de vivir a partir de que no tiene porque -des-vivir-se-.

Quimera dijo...

Muy bueno...

escritores negros dijo...

Hola. Hemos visitado y disfrutado tu página, y nos gustaría intercambiar enlaces y banners entre ésta y la nuestra (Escritores Negros -http://escritoresnegros.blogspot.com-)

Si estás de acuerdo, mándanos a escritoresnegros@gmail.com la URL de las páginas que deseen enlazar y los banners de las mismas.

Un saludo y gracias.

Dragon de Azucar dijo...

Entonces, según ésta historia, ¿La mujer es la razón para vivir? ¿No existía la literatura?

Saludos

Juls dijo...

ohhhhhhhhhhhh..qué bonito :)

Víctor dijo...

No leí la vieja versión, pero ésta me gustó, Martín. ¿La tienes por aquí, la antigua? Para compararlos un poco, nada más.

De todos modos, aunque no se hubieran suicidado, la especie se hubiera extinguido, sólo con hombres.

Un saludo.

Galán de Barrio dijo...

¿Ya en esos tiempos existía la homofobia?

Ignacio Reiva dijo...

¿Será que sin mujeres el paraíso no es tal? Porque creo que el paraíso está en donde esté ESA mujer que paradójicamente nos invita a pacar. Un gran abrazo.

Luís dijo...

Bueno, bueno amigo Martín, yo creo que hay otros motivos para vivir además de la presencia de la mujer. Y en último caso... siempre se puede alcanzar un acuerdo con los demás ¿ o no?
Como siempre estupendo.

Martín dijo...

Natalia, ya creo que son necesarias. Muchas gracias por tus elogios. Un beso!

Sil, o sea que ¿si es una abogada mujer sería doblemente necesaria? Gracias por tu comentario. Me alegra que te haya gustado. Un beso

Lisandro, es probable que yo también. Sino sería muy aburrido. Gracias por opinar. Un abrazo

Martín dijo...

Neogeminis, creo que tenes razón, aunque respeto todo tipo de elecciones. Gracias. Saludos

Kappie, muy bueno tu comentario! Desvivirse también es una forma de morir, indirectamente. No te parece? Gracias por tu comentario. Saludos

Quimera, bienvenida al living! Me alegra que te haya gustado. Espero que regreses pronto. Saludos

Martín dijo...

Escritores negros, gracias por tu visita y su invitación. Saludos

Dragón de azucar, el problema es que los libros aparecieron mucho después. Saludos

Juls, gracias! Me alegra que te haya gustado. Un beso

Martín dijo...

Victor, la vieja versión estuvo publicada por un tiempo en el living, pero lamentablemente ya no está más. Fue reemplazada por esta, porque creo que transmite más lo que quise decir. Gracias por tu opinión. Saludos

Galán, así parece! jaja Un abrazo

Martín dijo...

Ignacio, coincido con vos. Cada uno tiene su propio paraíso personal, del que nadie nos puede expulsar, salvo la propia mujer! Gracias por tu comentario. Un abrazo

Luis, no estoy tan seguro. Creo que hoy existen otras buenas razones, pero en aquellos tiempos, seguramente no existían. Gracias por tu comentario. Un abrazo

Solecito dijo...

No difiere mucho de la actualidad... Lo interesante es que muchos no se suicidan, siguen con sus dolorosos tormentos femeninos.

Besos! ☼

Ms. Bitch dijo...

que ternura :3

Martín dijo...

Solecito, sería una especie de muerte en vida? No lo creo! Un beso

Ms. Bitch, bienvenida al living! Me alegra que te haya gustado este microrrelato. Espero que regreses pronto. Saludos.

Esteban Dublín dijo...

Si la leí, no lo sé. Pero la variante y la brevedad me resultan agradables, Martín. Abrazos.

Javier Ortiz dijo...

¿Quizás Dios era misógino y por eso puso sólo a hombres?... ¿Y al darse cuenta de su error, rectifico con Adán y Eva?... En fin.

Saludos.

Netomancia dijo...

Y mirá que lo corrigieron y cómo! Ja. Muy bueno Martín, un maestro de la brevedad.

Isabel de León dijo...

La verdadera cuestión es si hubiera sido al revés las mujeres hubieran hecho lo mismo???jajajajajaja

Saludos de la chica.

Ceci dijo...

Muy bueno. Lástima que haya descubrimientos que no se transmitan de generación en generación... :)

Citopensis dijo...

Atención al siguiente comentario, puedo herir sensibilidades: ¿nadie homosexual en el paraíso?

Y tal.

Un saludo.

mara-mara dijo...

Me creo que el breve momento de la historia al que te refieres haya sido tal y como indicas, ¡breve!; pues los hombres, aclaremos..., los hombres heterosexuales, no saben vivir sin las mujeres durante mucho tiempo. Sin embargo, eso de olvidado..., ya lo pongo en duda, pues los comentarios que aquí se han dejado son como para recordarlos!!!

Puntualizo, soy mujer,pero en el caso de haber sido hombre, seguramente en donde escribo hombres escribiría la palabra mujeres y viceversa. ;)

Un saludo!!

Raúl dijo...

Si al micro le quitas el genérico "mujeres" y le pones un nombre femenino concreto, te sale un piropo de lo más elaborado.

claudia paredes dijo...

Tampoco tenían ningún problema ;)

Campanula dijo...

Muy lindo Martin, muy muy agradable leerte

Martín dijo...

Esteban, me alegra que te haya gustado. Siempre es agradable recibir tus generosos comentarios. Saludos

Javier, me inclino más por la segunda opción. No es bueno que el hombre este solo, digo después de la primera experiencia. Un abrazo

Netomancia, eso es lo que yo llamo aprender de los propios errores. Gracias por tu generoso elogio! Un abrazo

Martín dijo...

Isabel, quiero creer que si! O no? Un beso

Ceci, creo que muchas cosas serían distintas si todos aprendieramos de esta experiencia. Gracias por tu comentario! Un beso

Citopensis, creo que la homosexualidad nació después, al conocer a la mujer. ja saludos!

Martín dijo...

Mara-mara, coincido con vos. El relato podría escribirse en otro género, con resultados similares. Gracias por tu comentario. Un beso

Raúl, gracias por tu comentario. Creo que tenes razón. Es un elogio bastante logrado hacia el género, y a cada mujer en particular. Un abrazo

Martín dijo...

Claudia, acaso no es un problema estar solo? Un beso

Campanula, muchísimas gracias. Me alegra que te haya gustado. Un beso

Héctor Luis Rivero López dijo...

Saludos y sonrisas. Ya leí el cuentito que me dijiste CUANDO leiste mis 9 lunas, muy bueno el tuyo ciertamente. Te estoy siguiendo, me gusta tu blog. Un abrazo cordial.

Martín dijo...

Héctor, bienvenido al living! Me alegra que te haya gustado y te agradezco que me sigas. Nos seguimos leyendo entonces. Un abrazo