sábado, 19 de diciembre de 2009

Huellas

Un camino zigzagueante de dos huellas humanas se recortaba solitario en el monótono escenario del mar. Los ojos almendrados de una mujer hermosa emergieron incitantes frente al hombre solo, como si fueran las luces resplandecientes de un faro cercado por la oscuridad. Con su sonrisa blanca y extendida, le regaló un arco iris dibujado en sus pupilas, indeleble frente a las tormentas y la adversidad. Dos colgantes dorados decorando sus cuellos fueron la señal de unión de sus almas enamoradas, transformados luego en besos suaves, con sabor a hierbabuena. Desde entonces, el camino apareció con cuatro huellas, que luego fueron seis y después ocho, correteando presurosas sobre la arena, con destino hacia el infinito.

36 comentarios:

Negrevernis dijo...

Cuánta verdad... Recuerdos de un paseo nocturno en la orilla de la playa junto a un amor inacabado...
Gracias.

Liz A. Hepburn dijo...

que hermosso!

Sol - Imaginario Desesperación dijo...

Muy dulce tu relato Martín, me gustó mucho!
Cariños!

mardelibertad dijo...

bonito relato, en un agradable pasear.
Feliz Navidad
Abrazo..

SIL dijo...

Sorprendida para bien...

Dan ganas de encolumnarlo en versos con rima !!

Un beso enorme, Martín.

Ignacio Reiva dijo...

Los hombres que dejan huellas, son los que hacen la historia. Un gran abrazo Martín y muchas felicidades.

Neogeminis dijo...

De eso se trata la vida...multiplicarse y dejar huellas...


Un abrazo.

Rembrandt dijo...

Precioso!

Besos
REM

Naida dijo...

Pura dulzura :)
Me voy con una sonrisa en la cara y con una sensación de felicidad.

HUMO dijo...

Cautivante!

=) HUMO

Natalia Astúa Castillo (Natalia Astuácas) dijo...

Amigo Martín.
Hoy de nuevo me siento en el living... un té tras otro para calmarme.
Necesito viento, brisa, ojalá agua de mar en los pies, calor.

Y después de leer tu relato al te le ponés dormitante...
:(

Un fuerte abrazo amigo, cuidate mucho, felices fechas, un beso.

Javier Alfaro Martínez dijo...

Buen día, Martín.

Hacia tiempo que no provocaba un gran suspiro en mi, un relato de esta naturaleza.

Saludos.

emil dijo...

Hacìa mucho tiempo que no comentaba en tu living.Hoy fue imposible no hacerlo.Llenaste de ternura mi corazòn.Siento placer y nostalgìa al leer este bello relato.¡¡¡Que tengas una linda vida.!!!

DANIEL SÁNCHEZ BONET dijo...

hay que reconocer que el texto está muy bien escrito y que la elección de adjetivos y palabras está verdaderamente pulida.

K a p p i e dijo...

Sí. Está muy chido.
Me deja mucho para pensar y nada pa' escribirle XD
Pero es la onda (:


Saludos !

Netomancia dijo...

Las huellas de la humanidad, que no siempre son bellas, en este caso lo son. Muy bueno Martín, un abrazo y felices fiestas.

Isabel Estercita Lew dijo...

Matín, y que se sigan multiplicando esas huellas como tus letras que hoy por hoy son infinitas

Estercita

RECOMENZAR dijo...

Fuer un placer encontrarte Volveré te lo prometo

Claudia Sánchez dijo...

Muy lindo! Bien podría llamarse génesis o paraíso. Esa sensación me deja.
Saludos!

Romina E. dijo...

Muuuuuuuuy romantico! Me encanto...
¿algo mas lindo que el mar y el amor?
Beso grande

TETOR dijo...

Hermosa escritura, como tu familia... Sigue deleitandonos que necesitamos estos mensajes tan lindos...

TETOR dijo...

Hermosa escritura, como tu familia... Sigue deleitandonos que necesitamos estos mensajes tan lindos...

ALEX B. dijo...

Muy bonito.
Me has provocado una sonrisa.
besos

La sonrisa de Hiperión dijo...

El tiempo nos va dejando huellas, que unas son visibles a simple vista y otras no.

Pasé a echar un ratito de lectura y a desearte felices fiestas, para ti y para los tuyos. Un placer siempre, pasar por tu esapcio.

Saludos y un abrazo enorme.

Martín dijo...

Negrevernis, esos si que son recuerdos inolvidables. Gracias! Saludos

Liz, que bueno que te haya gustado. Gracias por tu comentario! Un beso

Sol, es cierto, tiene mucha dulzura. No todo es negro en este Living! (por suerte) ja Gracias por tu comentario. Un beso

Martín dijo...

Mar de libertad, me encantan los paseos por la orilla del mar. Felicidades para vos también! Saludos!

Sil, debo reconocer que hay mucho de poesía en algunas palabras. Me alegra que le haya gustado a una experta. Un beso

Ignacio, estoy totalmente de acuerdo con vos. A esas huellas me refería. Un abrazo

Martín dijo...

Neogeminis, es cierto! Lastima que a veces es difícil encontrar las que caminen a la par. Saludos

Rembrandt, muchas gracias! Me alegra que te haya gustado. Un beso

Naida, que mejor que una sonrisa para estas épocas del año. Que bueno que te haya gustado. Saludos!

Martín dijo...

Humo, tan cautivante como los ojos de la muchacha del relato. Un beso!

Natalia, lamento haberte arruinado ese té, querida amiga! Pasá por la barra, que estamos sirviendo champagne. Un beso y felicidades!

Javier, me alegra que un relato tan corto pueda generar esas sensaciones. Muchas gracias por tu generoso comentario. Saludos!

Martín dijo...

Emil, me alegra que reaparecieras luego de tantos días de silencio, sobre todo si es porque el relato te gustó! Muchas gracias! Saludos

Daniel, muchas gracias por tu comentario tan generoso. Es algo distinto a mi estilo habitual, pero disfruté el desafío. Saludos

Kappie, entonces tiene doble mérito tu comentario, donde aún sin palabras, tuviste la gentileza de comentar! Saludos

Martín dijo...

Neto, claro que no. Existen huellas también que el mar borra rápidamente. Espero que estas sobrevivan a la marea. Felicidades para vos también! Un abrazo

Estercita, que generosa sos con tu comentario! Muchísimas gracias! Me alegra que te guste estar por aquí. Un beso

Recomenzar, Bienvenida! Será un placer volver a recibirte en mi Living! Gracias por comentar. Hasta la próxima!

Martín dijo...

Claudia, tenes razón. Génesis también hubiera sido un buen nombre. Un beso!

Romina, estoy seguro que no hay mejor combinación que esa. Me alegra que lo hayas disfrutado! Un beso

Tetor, muchísimas gracias! Me alegra que hayas podido ver a mi familia en este relato. Un fuerte abrazo

Martín dijo...

Alex B., bienvenida al Living! Me alegra que te haya gustado y que provoque esa sonrisa. Espero que regreses pronto. Un beso

Hiperión, muchas gracias por tu visita y por tu comentario. Espero que tengas muy felices fiestas! Saludos

Felipe R. Avila dijo...

¡Excelente relato, Martin!
Y feliz año,che!
F.

Martín dijo...

Gracias Felipe! Me alegra que te haya gustado. Feliz año para vos tambien! Saludos

elbucaro dijo...

He estado leyendo muchos de tus cuentos...me encanta como escribes! Un saludo.

Martín dijo...

bucaro, bienvenido al Living! Me alegra que te gusten mis textos. Espero que regreses pronto. Saludos